Sansheng Capítulo 03- Sansheng es la única para mí

Traducido por yari


 

003b

Capítulo 03- Sansheng es la única para mí

No era una extraña a la capital.

Siendo una vez sido perseguida alrededor de la ciudad por el viejo monje por más de tres meses, había ido a todo tipo de lugar que necesitaba ir e ido a todo los lugares que necesitaba estar; no había una cosa en la que pudiera estar curiosa.

Estaba ansiosa de encontrar a Moxi, pero como no lo quería dejar saber que estaba muy apegada a él, no me atrevía a buscarlo a lo abierto. No había pasado mucho desde que lo recomendaron a ser un oficial. Como era aún el principio, él debe de estar teniendo un tiempo pesado con un pequeño marco de tiempo libre del que se pueda hablar. Tome las calles para preguntar en los alrededores, pero nadie tenía alguna información que ofrecer. Habían tiempos donde pensé ir al palacio a buscarlo, pero la familia imperial estaba rodeada del tal resplandeciente aire real que me sofocaba, y al final solo me podía rendir en la idea.

Después de mucho debate, decidí que durante el día iba a esperar por que la suerte me sonriera, y luego en la noche, ir a las casas de oficiales de alto rango para buscar por los Paraderos de Moxi.

Había pensado a lo primero en buscar a Moxi en persona seria mejor que tratar de esperar por mi suerte, pero mi suerte termino sorprendiéndome con su felicidad remarcable.

Ese día, la capital estaba llena de sol. Estaba caminando distraída por las calles mientras puse un tallo de cebolla en mi novela de romance. Repentinamente, escuche una conmoción en frente de mí donde grupos de personas se estaban comenzando a juntar. En un momento de curiosidad, guarde el libro, arroje la cebolla a un lado, y camine para ver la escena.

Esta escena de turno a ser una interesante. Era muy dramática una historia como “El agua fluye sin ninguna importancia hacia los sentimientos de una flor” se estaba desenvolviendo.

El ‘agua indiferente’ era precisamente mi esposo Moxi, y la ‘flor caída’, si no estaba incorrecta, debía de ser la amada hija del general, Shi Qianqian.

¿Cómo lo sabía? Bueno, más porque sus adornos del tocador no estaban nada mal. He estado vendiendo muchas prendas estos días, y los de ella se llevaban la mayoría del dinero.

Shi Qianqian estaba abatida en el piso. Su tobillo parecía estar herido. Ella estaba mirando a Moxi con un par de ojos de melón lagrimeando, pero la Mirada de Moxi era indiferente mientras paso tras ella antes de que se volteara. Entonces, Shi Qianqian se adelantó a agarrar su manga.

Desafortunadamente, Moxi la esquivo rápido como una flash, hacienda que se cayera en el piso y causando que su cara se llenara de tierra.

La multitud de espectadores suspiraron penosamente a Shi Qianqian quien estaba tirada en el piso avergonzada, con terquedad mordiendo sus labios con ojos enrojecidos. Ella se veía tan frágil que me hiso sentir apenada por ella.

Aun Moxi estaba inmóvil. Sin darle una sola Mirada desde la esquina de sus ojos, el rápidamente camino lejos de allí.

Hmm, sobe mi barbilla pensando. Moxi nunca me había dado tal Mirada desde el momento que lo apadrine cuando tenía nueve. No había pensado que él iba a ser un hombre tan frió cuando estuviese fuera de casa.

La joven era muy testaruda. Después que Moxi se fue, los otros trataron de ayudarla pero ella no los dejaría, en vez ella decidió pararse por sí sola. Pensando que ella a quien le gustaba Moxi necesitaba ciertamente ser una chica de buen corazón quien sabía bien de mal, conjure un pequeño hechizo y cure su tobillo. Prestándole poca atención a la sorpresa en su cara, me voltee y seguí a mi Moxi.

Moxi estaba entrando una pequeña taberna. Me pare bajo un sauce llorón al lado del edificio. Incapaz de tomar otro paso hacia la taberna se había vuelto diferente hoy. Estaba exudando el mismo aire intenso real como lo hacia el palacio imperial. Mire al Segundo piso donde un hombre vestido en azul se estaba inclinando sobre la ventana y bebiendo solo.

El Emperador.

El Emperador de este mundo particular era un gobernador bastante sabio. Paz y prosperidad reinaban las tierras de esta era. Desafortunadamente, su general tenia tanto poder que el joven emperador estaba teniendo noches de insomnio, y ahora estaba pensando en maneras de quitarle el control militar al general.

No había sido por mucho que Moxi había llegado a la capital y aun el ya podía encontrarse con el emperador en privado. Parecía que el había de haber pensado en formas excelentes de ayudar al monarca a eliminar su mayor preocupación.

Mientras estaba apreciando que inteligente Moxi era, un hombre vestido en túnicas taoísta repentinamente surgió del callejón al lado de la taberna.

El reverendo Imperial. Este era el sacerdote más poderoso en el mundo, e instantáneamente lo reconocí. En el pasado, el Viejo monje quien me cazo también le suplico a este hombre a que lo ayudara a agarrarme.

Solo podía prever otra batalla viendo que me lo encontré nuevamente. Mientras me estaba lamentando que mierda mi vida era, el inesperadamente me lanzo una Mirada, luego se voltio y se fue. Mientras fui dejada confusa, de repente escuche una voz suave llamándome desde el segundo piso de la taberna: “¡Sansheng!”

Era Moxi quien me había visto desde la ventana.

Sin tener algún sitio donde esconderme, le sonreí en respuesta. “He venido porque te extraño cada segundo del día y las noches son demasiadas largas sin ti. Apresuremos nuestra boda, Moxi.” Tan pronto y termine, las calles se pusieron completamente silenciosas por un largo tiempo. Moxi se enrojeció a este largo silencio.

“Ja jajá.” Desde detrás de él llego la sonrisa del Emperador. “Que mujer tan atrevida. Moxi, ¡Tienes una muy Buena suerte!”

Moxi se incline hacia el Emperador y de apresuro a bajar las escaleras. Le sonreí. Moxi camino hacia acá, viéndose como si él estaba haciendo todo en su poder para refrenar su felicidad. El tejió sus cejas y pregunto, “¿Por qué has venido a buscarme tan rápido? Había pensado que me tendría que esperar otros seis meses. Como viniste sola, ¿Tuviste un viaje difícil? ¿Te encontraste con algún problema? ¿Tienes hambre? ¿Quieres descansar?”

Solo lo mire con una sonrisa.

Moxi me dio una Buena Mirada y dijo, “Me he preocupado por nada. Sansheng nunca se dejaría sufrir. ¿Cómo me encontraste?”

“Te vi en la calle hace un rato.”

La cara sonriente de Moxi levemente se endureció. Él se apresuró y explico: “Sansheng, eso es…”

“Lo sé, la chica a la que le gustas.”

El cuidadosamente observe mi cara. “No se ve tan mal,” dije, “pero es un poco pequeña, así que no es para ti.”

“Pero claro,” Moxi rio a mis palabras. “Sansheng es la única para mí.”

Palme sus hombros en buen ánimo. “Estoy contenta de que lo sepas.”

“Le diré adiós a su alteza, y luego te llevare a descansar.

“Bien.”

Resulto que Moxi no vivía en el palacio, ni tampoco se quedaba en la casa de un ministro. En vez, el compro una callada cabina, cual diseño era bastante similar al compuesto de ciruelo donde nosotros solíamos vivir.

Después del almuerzo, lleve a Moxi por una caminata en el pequeño jardín.

“La capital es muy diferente a la pequeña aldea en la que vivíamos. ¿No debes de estar acostumbrado de estar viviendo aquí solo?”

“En realidad no hay mucho de lo que me tengo que acostumbrar. Pero habían mañanas donde me levantaba y no veía las comidas que hacías para mí, o noches donde llagaba a casa y no veía la luz de las velas que dejabas prendidas para mí. Cuando pensaba en ti estando sola en la casa, no estaba seguro de cómo te cuidarías a ti misma, y me hacía sentir un poco triste.”

Reí mientras mi corazón estallaba de felicidad. Tome su mano y mire a las estrellas sobre nuestras cabezas, balanceándonos descuidadamente mientras caminábamos. “Moxi”

“Si.”

“Moxi.”

“¿Si?”

“Moxi.”

“¿Qué pasa?”

“Sólo quiero llamar a tu nombre,” le dije. “Cada vez que llamo tu nombre, puedo escuchar tu respuesta. De repente siento que este tipo de felicidad no es muy fácil tener.”

Moxi sonrió levemente. Continúe: “¿Debe de ser difícil venir a la capital y convertirse en un oficial?”

Moxi se quedó callado durante un rato antes de decir: “Ser capaz de usar mi poder para ayudar a las personas necesitadas, ser capaz de confiar en mis propias manos para cumplir mi compasión para que hayan personas más felices como resultado de mi comportamiento. Incluso si los problemas del palacio son bastante molestosos, si estos poderes que he obtenido pueden ser utilizado para el pueblo… Sansheng, ¿entiendes este tipo de satisfacción?”

Yo no podía dejar de temblar mientras lo miraba. En sus ojos sin lugar a dudas había un brillo que nunca había visto antes.

En este momento, me pareció ver una vez más el Dios Celestial de la guerra que había venido al inframundo acompañado por el resplandor de la luz.

Este era el verdadero Moxi. Repentinamente recordé las palabras que Jia me había dicho hace muchas lunas: “Señor Moxi es el Dios de la Guerra del Cielo. Aunque nada es imposible en este mundo, el sólo se preocupa por el bienestar del mundo. Si su corazón está ocupado por la gente común, ¿Habrá espacio para el amor? ”

Yo había pensado poco de estas palabras al principio, pero cuando vi la expresión en los ojos de Moxi hoy en día, me di cuenta de que Jia en realidad era un profeta perceptivo.

Moxi realmente tenía un corazón para la gente común, no importa la forma que tomara…

Al día siguiente, Moxi fue al palacio; y como de costumbre, me quedé en casa y leí mis libros.

Todavía no había volteado a la segunda página cuando de repente oí pasos leves y firmes desde el patio. ¿Soldados? Desde que gané conocimiento espiritual, he sido un espíritu funcionario. Muy bien, así que había estado cautiva por un fantasma, regañada por Yanwang, cazada por un monje, y atacado por un sacerdote, pero todavía no he sido aprehendida por las autoridades.

Dado que este iba a ser mi primera experiencia, sentía un cosquilleo de emoción.

Yo estaba esperando por su corredero y que me acosaran, con ganas de ver qué tipo de ofensa estaban organizando. Pero después de esperar por siempre, sólo vino una serie de golpes ordenadas en la puerta. Me quedé bastante decepcionada. No tenía más remedio que abrir la puerta como lo requería la etiqueta adecuada.

Los soldados estaban probablemente escondidos en algún lugar, porque sólo una chica guapo estaba junto a la puerta. La miré por mucho tiempo antes de que algún tipo de reconocimiento se apoderara de mí. Por qué, ¿No era esta la chica que Moxi había arrojado lejos en la calle ayer – ¡Shi Qianqian!?

Cuando me vio a abrir la puerta, de repente parecía como si ella fue golpeada por un rayo. “Realmente es una mujer”, se murmuró sí misma. “Él realmente trajo a una mujer a casa.”

Estar enamorada de un hombre era una cosa, hacer un alboroto en la casa de otra persona es otra cosa. Pensando que no podía dejar que los sentimientos de esta chica se fueran más allá de ella, cruce mis brazos en frente de mi pecho, me recosté en la puerta y dije, “Así es, yo soy su mujer.  He compartido la cama entre otras cosas con él desde que éramos niños. ¿Hay algo que quieres decir?”

La joven chica ignorante estaba sorprendida a mis palabras. Tropezó dos pasos hacia atrás y casi se cayó al piso. Le subí mis cejas, sintiéndome un poco cruel, pero a la vez, vindicada.

Una mujer de media edad repentinamente salto de un lado, apunto hacia mí, y comenzó su condenación: “¡Ni te atrevas a acosar a nuestra joven dama! ¡No dejes que tus obscenidades arruinen sus oídos!”

Yo era totalmente inocente. “Yo le respondí porque ella pregunto. Cada palabra que dije es verdad. ¿Por qué algo de eso es obsceno? ”

El rostro de Shi Qianqian se puso aún más blanca. La mujer arremetió hacia mí: “¡ramera descarada! ¡Cómo te atreves a ser insolente con nuestra jovencita! Hombres, llévensela!”

Me froté la frente en señal de frustración. Ella era claramente la vejatoria. Cuando estaba a punto de razonar con ella, un grupo de soldados en uniforme azul de repente saltó.

“¡Oh!” Mis ojos se iluminaron mientras jadee de emoción. La mujer gritó: “¡Ella está a punto de lanzar sus proyectiles ocultos! ¡Protejan la joven dama!”

Los agudos sonidos de espadas que salen de sus vainas erizaron el vello de mis brazos.

Abrí la boca, pero la frase “vamos a mantener la paz” no había sonado cuando una espada grande había girado directo a mi cabeza. A través de la mitigación en el mundo humano, mi temperamento ahora era mucho más moderado en comparación a la primera vez que vine aquí. Sin embargo, no podía dejar que la gente me intimidara así. Mi expresión se heló mientras ferozmente miré a los primeros soldados corriendo hacia mí.

Los mortales que nunca habían practicado la brujería serían inmediatamente petrificados por uno fría mirada de las mía. Ellos se arrodillarían en un kowtow desesperado.

Pero la gente en la parte posterior no aprendieron la lección, siguian volando hacia mí como un enjambre. Recité un conjuro, suavemente agité mi brazo, y los soldados que vinieron a asesinarme se fueron volando. Suspiré: “Si vamos a vivir como seres humanos, entonces vamos a aprender a observar y evaluar la situación actual, ¿De acuerdo?”

Shi Qianqian y la otra mujer fueron ambas levantadas de sus pies por las fuerzas de la oscuridad y cayeron al suelo. Me miraron con estupefacción. Di un paso adelante y le ofrecí mi mano para levantar a la mujer, pero ella gritó “monstruo” y huyo. No tuve más remedio que acudir a ayudar Shi Qianqian.

Por el contrario, ella dócilmente me dejo ayudarla a levantarse. Limpié el polvo de su cara por ella y le dije: “No importa cuánto te gusta alguien, debes de tener un poco de respeto a ti misma. No vengas más a casa de los demás y hacer un escándalo. No sólo va a menospreciar tu estatus, también es de poca utilidad. Oh, las tres vidas de Moxi también han sido destinadas para mí. Si tu realmente quiere seducirlo, entonces vuelve en otras tres vida.”

Todo lo que dije era cierto; no pensé en que sus oídos en realidad lo iban a procesar a ser algo diferente. Sus ojos estaban rojos y volteo y corrió en lágrimas.

Le di a la casa una Buena barrida, luego la tranquilidad retorno a mi libro nuevamente. Recordé que me había quedado en el primer encuentro de la pareja donde la chica le daba un beso a héroe. En mi opinión, esta escena podía ser un poco mejor.

Anterior | Indice | Siguiente

Advertisements

2 thoughts on “Sansheng Capítulo 03- Sansheng es la única para mí

  1. Pingback: Capítulo 02- Déjame escucharte llamarme ‘querida’ | Scarlett Translations

  2. Pingback: Sancheng: Capítulo 04- Moxi, que la paz te siga en la vida | Scarlett Translations

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s