MM: Capítulo 0- Cubo mágico

Buenos días, aquí traigo el primer capítulo de la novela, normalmente voy a traducir 1 o 2 capítulos semanales. Este primer capítulo es anterior al protagonista. Si me da tiempo traduciré también el capítulo 1.

Traducido por Munmar

Editado por Gasaraki


En la vasta e inacabable masa de niebla y hielo, incontables trozos de hielo se arremolinaban en el viento y chocaban con un violento vorágine. Temperaturas subcero capaces de enfriar los huesos a una temperatura gélida, como si pudiese incluso volver la propia alma en hielo.

Aquí se encontraba el “reino nevado”, entre las innumerables dimensiones del Reino de los Dioses. Era una tierra de cegadora tundra blanca, sombría y sin esperanza. De un año al otro la situación no cambiaba no había nada más que nieve desolada, y el amargo frío.

Entre estos deprimentes muros de hielo, el viento se levantaba, y docenas de trozos de hielo silbaban a través del aire, girando y condensándose en un vasto torbellino. En esta corriente, una reluciente veta de mercurio florecía en la existencia, y en el siguiente segundo, una mujer con un vestido azul zafiro aparecía.

El aura de la mujer era como el de una verdadera reina. Su pelo negro fluía como un río de pura tinta. Cada pulgada de su cuerpo desprendía un aura de divinidad. En esta desolada tierra baldía, era como si el más precioso y puro loto de hielo finalmente hubiese florecido. El único defecto en sus, de cualquier otra manera perfectos rasgos, era un fino chorro de brillante sangre roja que goteaba desde la comisura de sus rojos labios.

Aquella veta de mercurio empezó a desaparecer y la mujer escupió un trago de sangre — era como si este bello loto de hielo estuviese marchitándose.

“¡Hermana mayor!”

La voz de una chica resonaba claramente en el frío aire, y una brillante luz blanca voló desde el cuerpo de la mujer y se condensó en la figura de una desesperada joven. “Hermana, ¿te encuentras bien?”

“No te preocupes.” La mujer vestida de azul hizo entender con su mano. Ella ya había sufrido una herida grave, y había destrozado la barrera del espacio y del tiempo forzosamente para poder pasar a través de la voz ilimitada y la infinita noche y así llegar a otra dimensión del Reino de los Dioses. Esto fue lo que causo que sus heridas se agravasen.

“¿Dónde estamos?” La mujer vestida de azul zafiro preguntó.

La joven sacó una ficha de jade y la examine con su sentido divino. “Hermana, hemos llegado al reino nevado.”

“¿…Nevado?” La mujer vestida de azul zafiro dijo con señales de asombro, antes de que suspirase. “De las tres mil dimensiones contenidas en el Reino de los Dioses, He viajado a través del infinito vacío a múltiples de ellas. Huía, pero pensar que iba a acabar en el único lugar que no quería ir….”

Rió amargamente. “Mi nombre es Mo Qianxue, y fuí nombrada a partir de la nieve… nevada, nevada… aquí es donde yo caeré…”

“Hermana mayor, nosotras…” La joven empezó, pero el aire tembló y una masiva cantidad de energía se vertió en el aire. En el siguiente momento, en el espacio se abrió una brecha, como si hubiese sido desgarrada por dos crueles manos, y un hombre vestido de negro camino desde el vacío.

La joven vió a este hombre, y su complexión cambió enormemente a la vez que sus palabras se apagaban.

El hombre vestido de negro tenía una apariencia sobresaliente y era incomparablemente guapo. Aunque, ambas pupilas eran de un vivo color sangre, lo cual le acercaba más a una apariencia salvaje. Miró a Mo Qianxue y sonrió ligeramente, “Santa, su majestad, nos encontramos de nuevo.”

Mo Qianxue estaba sumamente calmada y resoluta. Aunque ella esperaba que sus enemigos la persiguiesen, no esperaba que la alcanzasen tan rápido.

El hombre continuó, “Santa, su majestad, Me disculpo por los eventos ocurridos hasta la fecha. Es verdaderamente lamentable que tu tierra sagrada de la pluma verde fuese destruida. Con respecto a ello no tuve elección, puesto que fui forzado a hacerlo. Para las existencias como tú y como yo, con nuestro nivel espiritual, no hay nada en este mundo que no podamos conseguir, la única cosa que tú y yo deseamos es llegar al culmen del poder, y ser existencias eternas. Me gustaría pedirle a la Santa, si fuese tan amable, que me pasase el divino cubo mágico. Podemos entrenar juntos, y estudiar los secretos del cubo mágico hasta el fin de los tiempos. ¿Qué te parece?”

Mu Qianxue empezó a mover el sobrenatural poder divino dentro de sí misma. Dijo fríamente, “Acaba con tus palabras sin sentido. Tian Mingzi, puede que hayas destruido mi tierra sagrada de la pluma verde, pero si quieres matarme, tendrás que pagar un alto precio.”

“¿En serio? Creo que voy a darle un intento.” El hombre llamado Tian Mingzi parecía desinteresado. Hizo un gesto casual con su mano, y una pagoda, aparentemente antigua apareció en su mano. Este es el Tesoro del espíritu catastrófico, la Pagoda Selladora de Dioses. Fue capaz de sellar dioses y atar demonios, a la vez que es una vasija capaz de contener decenas de miles de guerreros. Hace medio mes, este hombre había usado la Pagoda Selladora de Dioses para trasportar a más de 10000 poderosos guerreros desde el Reino de los Dioses, y apareció de repente en las tierras sagradas de la pluma verde, conduciendo a su absoluta destrucción.

Tian Mingzi lanzó la Pagoda Selladora de Dioses en el aire. Luz dorada brillaba hacia afuera, y 10,000 poderosos guerreros aparecieron en este mundo de nieve. Todo el cielo estaba cubierto con sombras amenazadoras.

Más de 10,000 personas permanecían firmes en el vacío, casualmente mirando con indiferencia a las dos mujeres que estaban aisladas e indefensas dentro de este interminable espacio de hielo.

Mo Qianxue vió esto, y las puntas de sus labios se levantaron en una condescendiente mueca. Estaba esperando este momento.

Tierra sagrada del inframundo, tierra sagrada del universo primordial, palacio de la antigua laguna, isla del demonio de sangre carmesí… ya que habéis maquinado juntos para destruir mi tierra sagrada de la pluma verde, entonces hoy, incluso aunque me cueste mi alma, ¡Os enterraré a todos aquí!

Tian Mingzi dijo, “Mo Qianxue, te respeto, y admiro tu fuerza y talento que desafía la voluntad de los cielos. Pero ahora estas gravemente herida. Contra estos 10,000 poderosos guerreros del Reino de los Dioses, no tienes ninguna oportunidad de ganar. Voy a darte una salida; danos el cristal divino del cubo mágico ahora, y te permitiré a ti y a tu hermana marchar con vida.”

Mo Qianxue le ignoró. Su mente agitada, y un cubo gris de una pulgada apareció lentamente en su mano. Este cubo gris estaba totalmente cubierto con inscripciones negras. Este era el objeto que había causado tanto revuelo a través de todo el Reino de los Dioses — El cristal divino del cubo mágico.

Mo Qianxue virtió todo su sobrenatural poder divino en el cristal divino del cubo mágico. Aunque había tomado posesión del cristal divino del cubo mágico por menos de un año, fue capaz de percibir algunos de los esotéricos secretos que contenía. Tal vez la leyenda era cierta, y esto era un alma cristalizada dejada atrás por un legendario Dios verdadero que cayó desde los cielos. Tenía el terrible poder de destrozar la raíz de toda existencia. Sin embargo, con el poder de Mo Qianxue, aún no era capaz de utilizarlo. Si tan siquiera lo intentase, incluso su propia alma sería devorada por este cristal divino del cubo mágico.

“Yue’er, no te resistas.”

“¿Hermana mayor?” La joven no sabía que es lo que planeaba hacer Mo Qianxue, pero en este momento, todo su cuerpo fue cubierto por una capa de luz. Esta luz atravesó el vacío y la mando lejos de allí.

Primero, Mo Qianxue tenía que despedir a su hermana. Esto era porque una vez que el poder prohibido del cubo mágico empezase, toda alma a su alrededor sería succionada y destrozada. Esta fue la razón por la que no utilizó este poder prohibido en la tierra santa de la pluma verde.

“Haha, ¿quieres despedir a tu hermana pequeña? ¿Cómo te puedo permitir que hagas lo que quieras?” Las manos de Tian Mingzi se retorcieron juntas, formando incontables sellos que congelarían el vacío en un radio de 10. Pero en este momento su expresión cambio. Un terrible poder parecía estar condensándose en el cristal divino del cubo mágico en la palma de Mo Qianxue, haciéndole sentir en su alma un miedo estremecedor desde el origen de su propio ser.

“Esto es…”

El corazón de Tian Mingzi’s se aceleró, y los patrones de formación de sellos cambiaron. Sintió que una crisis de vida o muerte se avecinaba.

El Yuan Qi Tierra Celestial se volvió salvaje en un instante. Un enorme vortex de energía apareció en el cristal divino del cubo mágico.

“¡Con mi alma como ofrenda, permíteme pedir prestado el poder de un dios verdadero, Extinción de Alma!”

Mu Qianxue dijo esas palabras de una manera calmada y fría. En el siguiente instante, su cuerpo se transformó en deslumbrantes motas de luz estelar. Su alma y su consciencia se volvieron Corrientes de luz que fueron totalmente absorbidas por el cristal divino del cubo mágico.

Viendo esto, la expresión de Tian Mingzi cambio. Sin vacilación abrió el espacio a su alrededor intentando escapar. Pero en ese momento, la terrible energía contenida en el cristal divino del cubo mágico erupcionó hacia afuera.

Fue como si una estrella hubiese explotado, y todo el espacio de alrededor fue como si una fina hoja estuviese siendo desgarrada. Los 10,000 poderosos guerreros del Reino de los Dioses habían recientemente llegado a este mundo nevado, solo para hacer frente a una crisis de vida o muerte. Aquellos que tenían la habilidad de pasar a través de mundos intentaron escapar a través del interminable vacío. Pero era demasiado tarde… Todo el espacio de alrededor fue inmediatamente desmantelado y la resultante tormenta masiva les succionó a todos ellos como si fuesen trozos de papel. Sus cuerpos se volvieron polvo que se desvaneció, y sus almas fueron destrozadas en fragmentos dentro de esa tormenta, antes de que fuesen absorbidos por el cubo mágico.

Una enorme franja del espacio del reino nevado fue convertida en una zona muerta. Esta zona estaba inundada con tormentas espaciales que eran capaces de destrozar nada y todo.

Con respecto al cristal divino del cubo mágico, este tragó todos los fragmentos de almas, antes de que fuese succionado en estas tormentas espaciales, y lanzado al interminable vacío……


(≦ω≦) | (≧ω≦)(≧ω≧)

5 thoughts on “MM: Capítulo 0- Cubo mágico

  1. Pingback: MM: Capítulo 1.1- Lin Ming | Scarlett Translations

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s