MM: Capítulo 1.1- Lin Ming

TN: Este capítulo por ser extremadamente largo tengo que dividirlo en dos. Esta es la primera mitad del mismo.

Traducido por Munmar

Editado por Gasaraki


Capítulo 1.1-  Lin Ming

Dentro de la ciudad de la fortuna celestial, capital del reino  fortuna celestial, la casa marcial de las siete profundidades se encuentra ante la gran montaña Zhou. La casa marcial de las siete profundidades es una casa marcial creada por el valle de las siete profundidades, un clan de artes marciales con más de seiscientos años de herencia. Es además la única casa marcial creada en el reino fortuna celestial.

Como una de las mayores casas marciales, la casa marcial de las siete profundidades posee una gran cantidad de habilidades marciales de legado y maestros marciales como tutores. Era natural que se convirtiese en la “tierra santa” de muchos jóvenes aspirantes a expertos marciales. Consecuentemente, las cualificaciones de entrada para los nuevos reclutas en la casa marcial de las siete profundidades alcanzaron un nuevo hito. No sería ninguna exageración el decir que tan solo uno entre un millón era capaz de cualificar.

Bajo el abrasador calor del verano, un joven se mantenía en pie dentro del bosque de la gran montaña Zhou. Ambos puños estaban cubiertos por tiras de ropa a la vez que se mantenía a pecho descubierto frente a un gran árbol de aspecto rugoso. Lanzaba puño tras puño, golpeando fieramente contra el tronco del árbol.

“¡Pum!” “¡Pum!” Fuertes sonidos resonaban por el bosque. La capa de corteza del gran árbol que fue golpeaba se notaba un cierto hundimiento, exponiendo una textura de madera grisácea. En la superficie, rastros de sangre podían ser encontrados.

El nombre de este joven era Lin Ming, el cual poseía un talento de grado 3 en artes marciales.

En el reino fortuna celestial, la mitad de sus ciudadanos no tenía talento marcial del que hablar y no eran adecuados para adentrarse en el camino de las artes marciales. Sobre la otra mitad, al menos un 80% de ellos tenían un talento de grado uno. Incluso si esta gente fuese a practicar artes marciales, no llegarían a ninguna parte. Uno de cada diez de los restantes tenía una probabilidad del 90% de tener un talento de grado dos. Si estas personas eran diligentes en su práctica de las artes marciales, tenían la posibilidad de conseguir algo en su vida. Sin embargo, convertirse en un maestro de las artes marciales era prácticamente imposible para ellos.

El talento de grado tres de Lin Ming podía ser considerado como una existencia de primera clase. Si alguien era fanfarrón incluso podría decir que era “la creme de la creme”. Sin embargo, incluso con ese talento marcial, aún sería difícil para el entrar en la casa marcial de las siete profundidades.

Lin Ming era consciente de ello. Junto a su amiga de la infancia, la bella Lan Yunyue quien también tenía un talento de grado tres, acordaron tomar el examen de entrada para la casa marcial de la fortuna celestial, aunque era muy inferior a la casa marcial de las siete profundidades.

La casa marcial de la fortuna celestial era parte del reino  fortuna celestial. Desde los años de su creación, solo tenía ochenta años de artes marciales, herencia y fundación, un número bastante limitado. Las habilidades marciales heredadas son algo de extraordinaria importancia para los expertos marciales. Sin un buen set de habilidades marciales, el objetivo de completar la fase de entrenamiento físico, la fase de condensación del pulso o incluso superior sería prácticamente imposible.

La fase de la condensación del pulso era un nivel que muchos expertos marciales codiciaban. Era el primer momento decisivo para los que cultivaban las artes marciales. Una vez que la fase de condensación de pulso era conseguida, la esperanza de vida del artista marcial era enormemente ampliada. Adicionalmente, recibirían un título de nobleza, permitiéndoles vivir una vida de prosperidad, llevando dicha bendición a sus descendientes.

Es en el entrenamiento de esta fase de condensación de pulso donde la casa marcial de la fortuna celestial quedaba bastante atrás de la casa marcial de las siete profundidades.

El corazón de Lin Ming palpitaba por el camino marcial.  Era natural que el también desease entrar en la casa marcial de las siete profundidades. Si su talento era insuficiente, solo podía depender de su propio esfuerzo y perseverancia para impresionar a los examinadores. Sin embargo, la probabilidad de que entrase era muy baja. Además, una vez que fallase, tendría que malgastar la mitad de un año para esperar otra oportunidad. Para los artistas marciales, esta cantidad de tiempo era altamente preciada.

Teniendo todo esto en cuenta, además de la promesa que le había hecho a Lan Yunyue. Lin Ming decidió entrar a la casa marcial de la fortuna celestial.

Lin Ming y Lan Yunyue habían entrenado y jugado juntos por muchos años. Aunque ambos eran aún jóvenes y el tópico del matrimonio nunca había surgido, esas emociones ya estaban siendo incubadas. Los padres de Lin Ming, por otra parte, habían mostrado su aprobación y cariño hacia Lan Yunyue. Siempre invitaban a Lan Yunyue a cenar a su casa.

Un sentimiento mutuo de buena voluntad existía entre Lin Ming y Lan Yunyue, dejando tan solo una fina capa de papel entre ellos. Cuando creciesen un poco más, este trozo de papel sería totalmente destrozado.

Lin Ming veía tal acuerdo entre ambos seriamente. Estaba determinado a llegar a la fase de la condensación de pulso incluso aunque solo pudiese entrenar en la casa marcial de la fortuna celestial.

Sin embargo, en el día que la casa marcial de la fortuna celestial mantenía su examen de entrada, Lan Yunyue no apareció.

Al principio, Lin Ming pensó que Lan Yunyue no fue capaz de llegar debido a ciertos asuntos. Fue solamente después que se enteró que Lan Yunyue entró en la casa marcial de las siete profundidades. Adicionalmente, la persona que había garantizado su éxito en convertirse en discípula de la casa marcial de las siete profundidades era Zhu Yan, el genio joven amo de la familia número uno de la ciudad de la mora verde.

Aunque Lin Ming tenía solo quince años, había acompañado a sus padres a la batalla del mundo exterior. Así que, tenía un alto grado de madurez comparado con otros y comprendió el significado del acto de Zhu Yan al garantizar que la casa marcial de las siete profundidades aceptasen a Lan Yunyue.

Para una gran familia como la familia Zhu, un prerrequisito a la hora de seleccionar esposas futuras no era su apariencia, sino el grado de talento marcial. Una esposa con alto talento tenía una mayor probabilidad de tener un hijo que fuese un genio marcial. Aunque el talento de la familia de Lan Yunyue era mediocre, su talento de grado tres era muy bueno considerando su género. Además, Lan Yunyue era una belleza con un temperamento impresionante. Era natural que Zhu Yan se enamorase de ella.

Para Lan Yunyue, la diferencia entre la casa marcial de la fortuna celestial y la casa marcial de las siete profundidades era demasiado grande. Las oportunidades, honor, gloria y posibilidad de logros futuros que podían conceder eran simplemente incomparables. Esto es especialmente cierto en el campo de extensión de la vida que podía ser logrado al alcanzar la fase del condensación de pulso. La cual era una gran tentación prácticamente irresistible para las mujeres.

Al encontrarse con dichas perspectivas tan atrayentes, la mayoría de las mujeres también habrían elegido irse con Zhu Yan. Después de todo, era bien parecido y poseía los antecedentes de su familia y su futuro eran mucho mejores comparados con Lin Ming.

Aunque era capaz de entenderlo, decir que este asunto no le había afectado fuertemente sería mentir. Inmediatamente se encerró en su cuarto por tres días. Después de ello, cuando salió procedió a comer, dormir y entrenar. Además la intensidad de su entrenamiento se había vuelto mucho mayor que antes.

Antes de que Lan Yunyue la dejasen, Lin Ming había tomado la decisión de atravesar la barrera de la fase de condensación de pulso y continuar persiguiendo incluso un nivel superior de nivel marcial. El Lin Ming actual no era diferente, si aún tenía alguna duda el acto de abandono por parte de Lan Yunyue había conseguido reafirmar su resolución acerca del camino marcial.

Tomó la decision de entrar en el examen de entrada para la casa marcial de las siete profundidades, sin importar cuan difícil el proceso pudiese ser.

“¡Pum!” “¡Pum!” El fuerte sonido de los puños golpeando contra el tronco del árbol resonaba continuamente por el bosque. El nombre de éste árbol era “árbol de hierro”. No solo poseía una extremadamente dura capa de corteza, sino que también tenía una gran capacidad de regeneración. Muchos novatos del camino marcial elegían este árbol para entrenarse.

Después de lanzar incontables puñetazos, Lin Ming se encontraba exhausto. Arrimándose al tronco de un árbol, se sentó en una pieza de roca y sacó algunas hierbas que se encontraban en su mochila. Las frotó contra la superficie de sus puños y los masajeó. Para aquellos que perseguían las artes marciales, un uso frecuente de tratamientos con hierbas era necesario. No hacerlo podría causar que las heridas internas se acumulasen. Una vez que ocurriese, existiría la posibilidad de acabar siendo un lisiado o incluso morir.

Esta hierba se llamaba hierba del hilo de hierro. Su nombre provenía por el zumo verde que se producía al estrujarla que era capaz de ayudar a curar las heridas pero causaba una terrible sensación de dolor, comparable a tener hilos de hierro rozando las heridas.

Lin Ming apretó sus dientes y soportó el dolor. Sacó una prenda blanca de su mochila y la enrolló alrededor de sus puños, vendándolos.

La verdad sea dicha, existían múltiples hierbas que eran mucho más efectivas comparadas con la hierba del hilo de hierro. Estas hierbas tenían efectos secundarios más suaves pero eran mucho más caras. Las circunstancias de Lin Ming hacían imposible que pudiese permitírselas.

Los padres de Lin Ming tenían un restaurante en la ciudad de la mora verde. Sin embargo, dicho restaurante no les pertenecía. Sino que actualmente era de la familia Lin de la ciudad de la mora verde.

Aunque el nombre de Lin Ming contenía Lin, su línea familiar se había separado de la familia Lin por múltiples generaciones. La familia Lin dejaba a cargo de sus familiares lejanos algunos de los activos menos importantes. La vida de los padres de Lin Ming dependía de la administración del restaurante. Cada año tenían que dar una cantidad fija de ingresos y unas comisiones. Este dinero era naturalmente suficiente para que subsistiesen, sin embargo, era imposible que fuese utilizado como fundación en la persecución de las artes marciales de Lin Ming.

Los padres de Lin Ming originalmente querían que éste continuase el negocio familiar y se convirtiese en el tesorero del restaurante. Sin embargo, al ver la ardiente devoción que éste sentía hacia el camino marcial, decidieron sacar todos sus ahorros y dárselos a Lin Ming para que pudiese comprar hierbas curativas.

Desde entonces, los ahorros de la familia de Lin Ming disminuyeron poco a poco,  por otra parte el se mantenía en la primera fase del entrenamiento físico.

La fase del entrenamiento físico es la primera fase para aquellos que persiguen el camino marcial. Supone el temple primordial de los cuerpos y está separado en seis fases. La primera es el entrenamiento de fuerza, la segunda es el entrenamiento de la piel, la tercera es el entrenamiento visceral, la cuarta es la alteración del músculo, la quinta es el reforzamiento del hueso y la sexta es la condensación del pulso. Después de ésta, uno podría llegar a la fase del montaje primordial.


≦(ω≦)(≧ω≦)| (≧ω)≧

10 thoughts on “MM: Capítulo 1.1- Lin Ming

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s