PMG: Capítulo 416: Siete días después

Capítulo 416: Siete días después

Cuando Duan Feng oyó a Lin Feng, se sorprendió e inmediatamente respondió: “Si te digo que apareció en mis recuerdos, ¿me creerías?”

 

Duan Feng estaba mirando a Lin Feng esperando que él lo creyera. Esa habilidad aparentemente estaba en sus recuerdos, siempre la había tenido dentro de él.

 

Lin Feng miró a Duan Feng y dijo, mientras asentía con la cabeza: “Te creo”.

 

Lin Feng realmente creía en Duan Feng. A pesar de que era una explicación muy extraña, ya había muchas cosas extrañas en el mundo. Algo así sucedió en los recuerdos de Duan Feng no parecía tan extraño a Lin Feng. Además, Duan Feng tenía la sangre del Clan Imperial fluyendo en sus venas, había heredado su espíritu sangre y era posible que algunos de  sus recuerdos. Tal vez era algo normal para los espíritus  sangre.

 

“Lin Feng, hermano, gracias” Dijo Duan Feng cuando vio que Lin Feng sinceramente le creyó. Su sonrisa era cálida y amable.

 

“¿Por qué me estás agradeciendo? Incluso si te encontraste con algunas habilidades asombrosas pero no me lo contaste, no estaría enojado contigo, solo me sorprendió, eso es todo” Respondió Lin Feng mientras sacudía la cabeza.

 

“Está bien” Asintió Duan Feng. Inmediatamente después, miró a Jing Yun y dijo: “Jing Yun, hermana, ahora que he roto a través del reino de Xuan Qi, puedo protegerte”.

 

“¡Chico tonto!” Dijo Jing Yun. Duan Feng y la relación de Jing Yun era muy cercana, se trataron como hermanos relacionados con la sangre.

 

Duan Feng se rascó la cabeza, se veía increíblemente simple y honesto.

 

Lin Feng se dio la vuelta y miró a Lan Jiao: “Lan Jiao, Duan Feng sólo rompió a través de del reino Xuan Qi, ¿qué pasa con usted? ¿Cuándo empezarás a romper?”

 

“¿Por qué te importa?” Dijo Lan Jiao que hizo Lin Feng perder la cara, se quedó sin habla.

 

“No me importa, es sólo tener débiles de mi lado es pesado, por supuesto, si usted está dispuesta a irse, yo sería más que feliz de enviarle en su camino”.

 

Lin Feng había dicho eso a propósito y dejó a Lan Jiao asombrada, ella lo miró con una mirada cruel y dijo: “¿Quieres que me vaya para que deje de ser una carga?”

 

“Incluso si quieres que me vaya, me niego, siempre voy a ser una carga y quedarme contigo”.

 

“Si usted quiere irse o no es su decisión, pero usted es demasiado débil, la próxima vez que necesite ayuda, no espere que alguien venga a ayudarla. Tengo una pastilla aquí que puede ayudarle a romper a través del reino de Xuan Qi cuando llegue el momento adecuado. Tómala y úsala cuando creas que es el momento adecuado” dijo Lin Feng. Lan Jiao quería negarse, pero Lin Feng ya le había lanzado una píldora, que la sorprendía.

 

Lin Feng acababa de lanzar una píldora de nivel Xuan hacia ella de la misma manera que habría dispuesto de la basura. Obviamente sabía lo preciosa que era la píldora.

 

Rápidamente extendió la mano y cogió la píldora. Quería decir algo, pero Lin Feng ya se había dado la vuelta y se había ido, sin darle la oportunidad de decir nada que sorprendía a Lan Jiao. Ese tipo…….

 

Mientras miraba a la espalda de Lin Feng, sus ojos estaban llenos de ira, pero también estaba ligeramente tocado. Él le había ofrecido una píldora de nivel Xuan mientras actuaba como un noble rico y mimado, era como si no le importaban esos tesoros, ¡qué detestable!

 

Después de que Lin Feng saliera, se dirigió a una habitación muy limpia y ordenada. Meng Qing estaba sentada con las piernas cruzadas en la cama dentro de la habitación, tenía los ojos cerrados, parecía que estaba cultivando. Había una frialdad débilmente perceptible alrededor de su cuerpo.

 

Cuando escuchó a Lin Feng entrar, abrió los ojos y le sonrió. Su sonrisa podría hacer que alguien se derritiera.

 

Cuando Lin Feng vio la sonrisa de Meng Qing, de repente se sintió muy relajado, ocultó no sentir ninguna presión en absoluto. Luego miró a Meng Qing con una mirada cálida y  tierna.

 

Caminó hacia ella e inmediatamente saltó a la cama. Se sintió cansado en ese momento, así que empezó a acostarse junto a Meng Qing, como si fuera su propia cama. Él estaba actuando salvajemente.

 

Los ojos de Meng Qing se iluminaron, ella sonrió y negó con la cabeza. Ese tipo empezaba a tomar más y más libertades. Solía temblar de pies a cabeza cuando entraba en su habitación, pero en ese momento, sin previo aviso, saltó a su cama y se acostó de manera relajada.

 

Meng Qing no dijo nada tampoco y le permitió actuar salvajemente. De hecho, considerando sus sentimientos por Lin Feng, era capaz de tolerar sus acciones, quería quedarse con él para siempre.

 

Lin Feng también sabía cuál era la razón por la que saltó salvajemente a su cama. Después de eso, de repente la agarró y tiró de ella a su lado.

 

Ambos estaban muy cerca el uno del otro, sus labios estaban sólo unos pocos centímetros de distancia.

 

Meng Qing de pronto parecía tímida y bajó la cabeza. No se atrevió a mirar a Lin Feng a  los ojos.

 

Cuando Lin Feng vio que Meng Qing estaba actuando tímida, una magnífica sonrisa apareció en su rostro y envolvió suavemente sus brazos alrededor de Meng Qing. Él ejerció un poco de fuerza cuando la atrajo hacia su pecho para abrazarla.

 

“Meng Qing, si pudiéramos acostarnos y abrazarnos para siempre, definitivamente estaría de acuerdo” Dijo Lin Feng de una manera tierna que hizo que el corazón de Meng Qing se sintiera caliente.

 

De hecho, si pudieran permanecer así para siempre, ¿cómo sería de perfecto?

 

Ambos deseaban que pudiera durar para siempre, así que ninguno de ellos se atrevió a romper ese maravilloso momento. Se abrazaron silenciosamente. Lin Feng cerró los ojos y lentamente se durmió.

 

Lin Feng cayó en un sueño profundo. Estaba durmiendo tan tranquilo y feliz, que estaba extremadamente relajado.

 

A pesar de que él dormía regularmente, por lo general no estaba tan relajado y no podía dormir tan profundamente como lo hacía ahora. No había podido caer tan profundamente dormido en mucho tiempo. Siempre estaba pensando en sus problemas y los peligros que lo rodeaban, así que nunca logró dormir bien, pero con Meng Qing en sus brazos, su corazón finalmente se sintió tranquilo.

 

…………

 

Dos días más tarde, mientras Lin Feng estaba cultivando cuando recibió una carta de invitación. Era una carta muy simple con letras enormes.

 

“En siete días, la noche de la luna llena, la competición nacional comenzará en el lago Xiangjiang, ¡Vuestra Excelencia Lin Feng está invitado!” Ese era el contenido de la carta, no había nombre ni indicación de dónde vino Pero Lin Feng comprendió perfectamente lo que significaba, además, ya había escuchado mucho sobre la competencia nacional de Xue Yue.

 

Un poco antes, Chu Zhan Peng había venido a luchar contra él y habían acordado luchar en la competición de Xue Yue.

 

Todos los genios de Xue Yue entrarían en la competencia por la oportunidad de mostrar su increíble destreza.

 

Al mismo tiempo, también fue la mejor manera de seleccionar a los mejores jóvenes cultivadores de la Gran Competencia de Xue Yu. La gente del Imperio vendría a observar y monitorear para seleccionar quién participaría en la gran competencia, la etapa en la que los genios más destacados de los trece países lucharían.

 

Lin Feng levantó la cabeza y miró al cielo, las luces agudas brillaban en sus ojos. Había querido ver esa competencia con sus propios ojos durante un tiempo, quería ver lo extraordinarios que eran los genios de Xue Yue.

“Así que, en siete días tendré que estar en el lago Xiangjiang!” “

Advertisements

One thought on “PMG: Capítulo 416: Siete días después

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s