GOS: Capítulo 102 – ¡Nada que hacer conmigo!

Por Gasaraki

Amo este Cap, esas perras.

________________________________________________________________

Capítulo 102 – ¡Nada que hacer conmigo!

La energía de la vida  circulaba en su brazo derecho y la energía de la muerte circulaba en su izquierda. Los dos poderes completamente diferentes de la vida y la muerte se proyectaban desde sus brazo izquierdo y derecho.

Enfrentando la espada quebrada del Cielo, Shi Yan, que estaba en el estado de [Alboroto], parecía haber incitado todo el potencial de su cuerpo.

En el momento  de la vida y la muerte, sus cinco sentidos llegaron a ser sin precedentes sensibles. La velocidad de circulación de las dos potencias en ambos brazos izquierdo y derecho era asombrosamente alta.

El brazo derecho se hinchó y se volvió dos veces más grande que de costumbre, mientras que el brazo izquierdo se encogió y se encogió dos veces más que en el modo [Alboroto]. Era como una capa de piel envolviendo el hueso, que parecía muy misteriosa.

Los patrones de las dos manos de repente dispararon brillantes rayos de luz. ¡Las dos inmensas potencias surgieron simultáneamente de sus palmas!

Las palmas de sus dos manos separadamente formaron siete [sellos de la vida], y siete [sellos de la muerte]. ¡Los [Sellos de la Vida] y los [Sellos de la Muerte] salieron al mismo tiempo!

Tan pronto como se formó un Sello de Vida y un Sello de Muerte, inmediatamente se fusionaron en uno. En un momento, los siete [Sellos de la Vida] y los siete [Sellos de la Muerte] se fusionaron entre sí.

¡El [Sello de Vida y de la Muerte] se formó!

“¡Boom, boom, boom, boom, boom, boom, boom!”

Los siete [Sellos de Vida y de la Muerte] repentinamente se expandieron varias veces. Como siete brillantes paneles de las puertas, volaron ferozmente hacia la venidera Espada quebrada  del cielo.

Explosiones espantosas repentinamente explotaron y el rojo ardiente y el lustre azul helado en la Espada quebrada del Cielo abruptamente atenuado. Un impredecible poder misterioso de repente se precipitó en la Espada quebrada  del Cielo en los Sellos de la Vida y de la Muerte.

“Hum, hum, hum, hum!”

La Espada quebrada  del Cielo sonó en el aire y fue soplada por la fuerza y siguió cayendo en el cielo, todo su brillo se perdió.

Beiming Ce, que estaba controlando la Espada quebrada  del Cielo con su mente de repente se puso tan pálida como una hoja. La sangre salió de sus siete aberturas y soltó un grito agudo.

La Espada quebrada  del Cielo y su mente se correspondían entre sí. El daño pesado a la Espada quebrada  del Cielo tuvo un efecto empático en él, y juntos tanto él como la Espada quebrada del Cielo fueron gravemente heridos.

Para aquellos que controlan las espadas con su mente, una vez que la espada se daña, el dueño también será muy lesionado.

“Clink!”

Después de caer durante un tiempo, la Espada quebrada del Cielo finalmente cayó al suelo a cien metros de distancia. Su brillo se atenuó y perdió toda su espiritualidad.

Beiming Ce dejó de gritar. Siguió usando su mente para tratar de convocar a la Espada quebrada del Cielo, pero se dio cuenta de que la espada no podía responder. Beiming Ce se llenó de horror y, por primera vez, su expresión mostró un rastro de miedo.

Después de explotar el [Sello de la Vida y de la Muerte], el poder en el cuerpo de Shi Yan fue agotado por un tercio y también se sintió débil.

Pero, cuando vio que la Espada quebrada del Cielo perdía su brillo después de este golpe, se sintió encantado en su interior y sus espíritus se elevaron.

Y cuando vio que Beiming Ce estaba sangrando de siete aberturas, estaba aún más emocionado.

Mu Yu Die y Di Yalan ambas miraron fijamente a Shi Yan. No pudieron ocultar la sorpresa en sus rostros. Mu Yu Die incluso abrió la boca de par en par, su pequeña mano cubriéndose la boca, y se detuvo para dejar escapar un grito.

Shi Yan, que sólo estaba en el reino Humano, luchó de frente, y fue capaz de golpear el arma de nivel Espíritu, la Espada quebrada del Cielo, desde el reino Desastre a Beiming Ce! ¡E incluso fue capaz de destruir la conexión espiritual en la Espada quebrada del Cielo!

¿Que es esto?

Mu Yu Die estaba horrorizada por dentro, no podía creer lo que veía.

¿Es este el chico del Bosque Oscuro?

Mu Yu Die de repente se dio cuenta de que ya no conocía a Shi Yan. El actual arrogante Shi Yan se volvió cada vez más desconocido en sus ojos, de tal manera que ni siquiera sabía cómo manejar más su relación con Shi Yan.

“¡Ding Yan! “exclamó Di Yalan, y grito: “¿Qué estás haciendo?”

Mu Yu Die saltó, y también dijo con ansiedad, “Ding Yan! ¡No actúes imprudentemente! Beiming Shang está aquí también. ¡Si tocas al hijo de la familia Beiming, no será bueno para ti ni para la familia Shi! ”

La expresión de Shi Yan era fría, no dijo nada y optó por ignorar a estas dos mujeres.

Atrajo a Beiming Ce usando el [Campo Gravitacional].

Mirando Beiming Ce, permaneció inmóvil, sin poder sentir la existencia del [Campo Gravitacional]. En su momento de descuido estaba atrapado y no podía escapar de la fuerza gravitatoria del campo.

Esta vez, Shi Yan también añadió energía negativa en el [Campo Gravitacional]!

Ahora el campo tenía tres fuerzas completamente diferentes; Poder Yin, Qi Profundo y energía negativa. Las tres fuerzas se mezclaron, aumentando el poder del campo en más del doble!

En el nuevo [Campo Gravitacional], Beiming Ce estaba en un estado extremadamente indefenso. Los músculos de su rostro temblaban, y dentro del torbellino insano del campo, todo el Qi Profundo en su cuerpo estaba atado.

Solamente el Espíritu Marcial de la Llamas de Hielo Polar no se vio afectado por el [Campo Gravitacional]. Todavía persistentemente fluyó en la armadura de cristal y firmemente protegió el cuerpo de Beiming Ce.

Shi Yan rápidamente voló en el campo.

Levantó su brazo izquierdo y el [Sello de la Muerte] formado por energía negativa de repente se disparó y voló hacia la cabeza de Beiming Ce sin dudarlo.

“Crack crack!”

Un sonido crujiente de fractura vino del cráneo de Beiming Ce. La devastadora energía mortal en el [Sello de la Muerte] se derramó en su cabeza y cortó su fuerza vital.

Los fragmentos de  energía pura vital fluían rápidamente del cuerpo de Beiming Ce.

Pronto, Beiming Ce se convirtió en un cadáver secado y todo su Qi Profundo fue absorbido por Shi Yan.

El campo desapareció en un instante.
“Thump!”

El cadáver de Beiming Ce cayó al suelo, con los ojos todavía abiertos, como si hubiera muerto con arrepentimientos.

Ni siquiera tuvo tiempo de gritar amenazas.

Una vez que Beiming Ce murió, su cuerpo se encogió y la armadura de cristal en su cuerpo fue obviamente mucho más suelta.

Shi Yan respiró profundamente y despojó fríamente la armadura de cristal del cuerpo de Beiming Ce, colocándola sin rodeos en su mochila. Entonces ni siquiera miró a las aturdidas Mu Yu Die y Di Yalan y rápidamente se marchó, también recogiendo la escarpada Espada quebrada del Cielo a lo largo del camino.

En Beiming Ce, estas dos cosas fueron las más poderosas y dejaron la impresión más poderosa en su mente.

Tanto si se trataba de la Espada quebrada del Cielo o de la armadura de cristal, ambas eran extraordinarios tesoros. Incluso si Shi Yan no podía usarlas él mismo, no quería dejar que las dos chicas ganaran ninguna ventaja.

“Ding Yan, estás loco! ¡Estás absolutamente loco! “Mu Yu Die dijo en un traumatizante aturdimiento, murmuró,” Beiming Ce es como la propia vida de Beiming Shang. ¡Mataste a Beiming Ce! Eso significa que Beiming Shang no sólo tratará contigo, ¡va a destruir a toda la familia Shi! Ding Yan, usted cometió un error! Usted realmente cometió un error! ¡Estás cavando tu propia tumba! ”

“¡Perra!” Shi Yan giro su cabeza, él le lanzó una mirada fría y severa, y dijo sin piedad, “Si sigues chismorreando, yo te mataré también!”

“¡Qué, qué dijiste!” La expresión de Mu Yu Die estaba llena de incredulidad, ella levantó su mano y señaló a Shi Yan y gritó “¡Ding Yan! ¡Te he salvado la vida! ¡Y así es como me tratas!”

El rostro de Shi Yan estaba lleno de impaciencia, sus ojos estaban fríos, y rápidamente se trasladó al lado de Mu Yu Die.

“Smack!”

La mano de Shi Yan dio una palmada en la cara de Mu Yu Die y la hizo retroceder unos pasos, dejando una huella roja brillante en su rostro.

“¡Perra! Escucha, ¡no te debo nada! ¡Si sigues chirriando en mi oído, te haré callar de una vez por todas! “Shi Yan miró fríamente a Mu Yu Die, cuya actitud era un poco loca. Dijo con una mirada asesina: “Ya sabes cómo soy, nunca doy misericordia cuando se trata de matar, ¡y eso incluye a las mujeres!”

“¡Ding Yan!” Di Yalan gritó, “¿Cómo pudiste golpear a Xiao Die?”

“¡Cállate también!”

Shi Yan se burló y la miró con una mirada fría en sus ojos, “Cuando nos separamos el  Bosque de Piedra rompimos todas las relaciones. ¡No tienes derecho a hablar mierda sobre mí! No pienses por un momento que hay algo entre nosotros solo porque te coji. Usted sabe exactamente lo que ganó de mí! ¡No te debo nada!”

El delicado cuerpo de Di Yalan se estremeció al mirar al despiadado Shi Yan, y sólo podía sentirse como si estuviera en una cueva de hielo, tanto su corazón como su cuerpo estaban congelados.

Di Yalan cerró fuertemente los dientes y se esforzó por no dejarse llorar, pero las lágrimas brillantes todavía aparecieron en la esquina de sus ojos. Su corazón se sentía como si estuviera perforado por un cuchillo afilado y el dolor penetró en su corazón!

En este momento, Di Yalan finalmente se dio cuenta de lo mucho que se preocupaba por este hombre. Mirando la fría expresión de su rostro, Di Yalan finalmente supo lo que había dado por el resto de su vida.

“Ding Yan! ¡Te arrepentirás de esto! ¡Definitivamente te arrepentirás de esto! “Mu Yu Die cubrió su rostro, y gritó histéricamente,” ¡Definitivamente te arrepentirás de esto! ¡Usted y la familia Shi serán destruidos por Beiming Shang! ”

“Smack!”

Shi Yan estaba a punto de irse, pero se dio la vuelta y dio otra bofetada a la cara de Mu Yu Die. Su expresión era oscura y dijo con desprecio: “¡Perra! ¿Crees que una vez que buscaste refugio en la familia Beiming, Beiming Shang iba a vengarte? ¡Estás bromeando! Beiming Shang es un hombre feroz y ambicioso. ¿Crees que iba a luchar hasta morir con el Mundo Oscuro por una mujer? ¿Sabes por qué la gente del Mundo Oscuro está aquí? ¿Sabes a qué destino te enfrentarás una vez que salgas de aquí?”

La cara de Mu Yu Die se puso pálida y sus ojos se llenaron de desesperación, finalmente no hizo más ruido.

Ella ya había adivinado esta posibilidad, pero se negó a admitirlo. Ahora que Shi Yan sin piedad lo dijo en voz alta, Mu Yu Die finalmente no podía ignorar su especulación más. Se sentía helada de pies a cabeza y se sentía como si todo el trabajo duro que ella puso era sólo una ilusión.

“De ahora en adelante, ustedes dos no tienen nada que ver conmigo!” Shi Yan miró a las dos chicas por la última vez y se volvió hacia el hoyo. Dijo fríamente con la espalda mirando a las chicas: “¡No se metan en mi camino, o tendran el mismo destino que Beiming Ce!”

Entonces, Shi Yan caminó lentamente hacia el hoyo.

El rostro de Di Yalan estaba lleno de lágrimas y sus miembros estaban congelados, como si la fuerza vital de su cuerpo fuera sacada. Su corazón se sentía como si estuviera destrozado, el dolor le atravesaba el corazón.

La cara bonita de Mu Yu Die tenía una huella roja en ella. Su rostro estaba lleno de desesperación y parecía que su fuerza vital también estaba cortada. Ella miró sin rumbo fijo al cielo como si no supiera adónde ir desde aquí, se había perdido.

“Xiao Die, nosotros … realmente hemos cometido un error.” La voz de Di Yalan se ahogó mientras cubría su cara y sollozaba en silencio.

“Wuu!”

Mu Yu Die no pudo aguantar más, por fin se cubrió la cara y lloró. Ella lloraba de las formas más desgarradoras, como si quisiera gritar toda la tristeza en su corazón.

………………………..

Shi Yan se quedó allí donde estaba el agujero, su expresión fría, como si no oyera el llanto de las dos chicas. Sólo frunció las cejas y miró hacia adelante.

“¡Lub-dub! Lub-dub, lub-dub! “

Las Perlas Yin en los meridianos Shen Que, Tian Que y Yin Du pulsaron aún más alegremente. Después de venir aquí, las perlas Yin habían sido extremadamente activas.

Mirando el cristal flotante y reluciente, Shi Yan se dio cuenta de que esto era lo que convocaba a las Perlas Yin. El poder misterioso que salía del cristal debía de resonar con las Perlas Yin a distancia, los dos lados parecían tener una especie de misteriosa conexión.

Sin embargo, de pie fuera del hoyo, Shi Yan no sabía por dónde empezar. No tenía ni idea de cómo poner las manos en el cristal.

Él reflexionó por un momento, luego trató de remover los Remolinos Yin, formando Yin Qi en su palma.

El Yin Qi se reunió lentamente y salió volando de la palma de Shi Yan, formándose en una mano gigante hecha de luz verde oscura que  agarraba a ese cristal desde lejos.

Las seis perlas Yin liberaron fragmentos de extraño poder Yin. El poder Yin era como hilos invisibles  que parecían fluir también hacia el cristal.

La oscura mano verde brillante lentamente se apretó y aterrizó firmemente en el escudo de luz del cristal.
“Pop!”

De repente se abrió una rendija en el escudo de luz. La barrera que seguía desafiando a las llamas de hielo polar de Beiming Ce se suavizó por sí misma y se abrió de par en par para la mano oscura y brillante de Shi Yan.

El cristal de pronto emitió una hermosa luz deslumbrante y lentamente flotó hacia esa gran mano oscura y brillante.

Advertisements

4 thoughts on “GOS: Capítulo 102 – ¡Nada que hacer conmigo!

  1. Sssiii señores murio ese engreido a pesar d tener pocas escenas como lo odiaba t comprendo shi yan, bien gritales su realidad
    Ahora a lo q venist llevat todo el poder
    Excelentísimo magnific d cap

    Like

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s