BTTH – Capítulo 76 – Cooperación

Traducido por Snider

_________________________________________________________________

(A partir de este capítulo Polvo será cambiado por píldora)

En la silencioso salón, una multitud de miradas ardientes observaban incesantemente las pequeñas botellas de jade sobre la mesa, que eran más de mil. Casi nadie había visto en persona una cantidad tan grande de elixires.

Su lengua rosada lamió sus labios rojos inconscientemente, Xiao Yu estaba igualmente aturdida ante la visión de tantos elixires. Un momento después, se sacudió del aturdimiento y con un brillo en sus ojos, giró la vista para mirar a la persona vestida de negro.

La doncella vestida de verde sentada en la ventana echó una mirada a la mesa llena de pequeñas botellas de jade con una mirada de asombro intermitente dentro de los hermosos ojos de agua de otoño. Una vez más miró a persona con capa negra. Incapaz de encontrar algo sospechoso, siguió mirando el sencillo libro que tenía en la mano.

En el silencio absoluto del salón, la persona vestida de negro tosió suavemente, trayendo a la persona a su lado: Xiao Zhan, de vuelta a la realidad.

“Eh…” Xiao Zhan se sonrojó mientras soltaba una risa avergonzada. Cuando miró al alquimista negro, el respeto en su mirada había ganado otro nivel. No todos los alquimistas podrían sacar sin esfuerzo más de mil botellas de medicina curativa a la vez.

“Señor, usted debe saber sobre la situación actual del clan Xiao, necesitamos medicamentos para recuperar la popularidad perdida. Para el Clan Xiao, sus acciones son, sin duda, proporcionar ayuda cuando más lo necesitamos.” Xiao Zhan exclamó con gratitud. Murmurando suavemente así mismo, Xiao Zhan vaciló un poco antes de que finalmente hablara de nuevo: “¿Qué tal esto, nuestro clan Xiao tomará la responsabilidad de vender estos medicamentos curativos. En cuanto a las ganancias, señor usted tomará el 90% mientras que el 10% restante irá a nosotros. Aunque siento que es descarado de nuestra parte hacerlo, después de todo, todavía necesitamos algo de dinero para poner las cosas en orden. Señor, ¿qué piensas de eso?”

Cuando terminó su propuesta, Xiao Zhan miró nerviosamente al hombre vestido de negro frente a él, temiendo que no quedara satisfecho con los términos. El clan Xiao actual sólo podía depender completamente de este misterioso alquimista.

“Jajá.” El alquimista vestido de negro se echó a reír antes de sacudir su cabeza.

Viendo esta acción, la expresión de la cara de Xiao Zhan ligeramente cambió. Justo cuando estaba a punto de perder el último 10%, una voz vieja interrumpió lo que le dejó aturdido y en una pérdida completa.

“El Líder del clan Xiao es demasiado educado, aunque el elixir es refinado por mí, venderlo no es un trabajo fácil. ¿Cómo puedo tomar ventaja de ti?…. vamos a dividir de manera uniforme, 50-50, jaja “.

Con las palabras del hombre vestido de negro, los ancianos originalmente ansiosos y el resto de los miembros del clan de repente abrieron sus bocas en estado de shock. Pasaron bastante tiempo antes de que inconscientemente tocaran sus oídos, escépticos si las palabras eran genuinas o no. ¿50-50? Este …… este señor, ¿no es demasiado considerado para Xiao Clan? Teniendo en cuenta la situación actual, incluso si él quería todo el 100% de las ganancias, nadie en el clan Xiao se atrevería a objetar.

(Meat Pie = Pastel de carne, haciendo alución a una bendición o algo maravilloso).

“Bendiciones han caído de los cielos….” Esta frase resonó en el corazón de todos mientras se miraban el uno al otro.

Después de un largo tiempo más, Xiao Zhan gradualmente volvió en sí. Dejó escapar un profundo suspiro y luego rió amargamente, diciendo: “Señor, sus palabras nos han abrumado, ya estamos verdaderamente agradecidos por su oportuna ayuda; ¿como podríamos tomar alguna ventaja extra de usted?”

Como si fuera de poca importancia, el hombre vestido de negro agitó sus manos y se rió satisfecho: “Este pequeño beneficio no me interesa; si no fuera por el hecho de que nunca estarían tranquilos, la verdad sea dicha yo sería demasiado perezoso para cobrar incluso el 50% “.

Al escuchar esta clase de arrogante explicación, Xiao Zhan sólo podía sacudir su cabeza mientras sonría amargamente.

“Dejaré estos elixires para que usted los venda. Si tengo algo de tiempo en el futuro, vendré a revisarlos.” El hombre vestido de negro se puso de pie y sonrió mientras decía: “Todavía tengo otros asuntos, así que no me quedaré. El líder del clan Xiao no necesita acompañarme; mejor vé y prepara todo para las ventas, jaja.” Despidiéndose, salió del vestíbulo bajo las miradas de todos.

Antes de salir completamente del salón, los pasos del alquimista vestido de negro de repente se detuvieron. Riendo débilmente, dijo: “Antes de irme, voy a decir unas cuantas palabras más. Xiao Yan realmente no es malo. Jaja, adiós.”

Al escuchar esta declaración, Xiao Zhan se frotó la cabeza. Estaba a punto de decir algo, pero el hombre vestido de negro ya había salido del vestíbulo, desapareciendo de la vista poco a poco.

Mirando la figura desaparecida del hombre vestido de negro, Xiao Zhan dejó escapar un pequeño Suspiró después de un largo rato mientras reía amargamente, diciendo: “Parece que la relación entre Yan’er y este señor es un poco fuera de lo común. O bien, ¿cómo podría esta persona que ni siquiera está familiarizado con nosotros ayudarnos así?”

Los tres ancianos compartieron una mirada y también dejaron escapar un suspiro y asintieron. De la forma en que el viejo alquimista había estado expresando elogios acerca de Xiao Yan, claramente se veía favorablemente en Xiao Yan y su ayuda a Xiao Clan definitivamente estaría vinculado a Xiao Yan.

Dentro del salón, todos los miembros del clan Xiao de la generación de Xiao Yan, que habían oído las palabras pasajeras del hombre vestido de negro, mostraban envidia sin disimular en sus rostros.

La doncella vestida de azul, cerca de la ventana, inclinó ligeramente la cabeza, miraba a través de la ventana mientras la figura giraba en la esquina. Frunció sus cejas  ligeramente, una expresión de duda brillaba sobre su delicado rostro.

(¿La doncella no estaba vestida de verde? que curioso cambio).

Fuera del clan Xiao, el hombre vestido de negro avanzaba lentamente hasta llegar a un área menos poblada. Sólo entonces una voz joven se quejó suavemente de dentro de la túnica negra: “Maestro, ¿no tienes nada mejor que hacer que señalarme cada frase. Si se enteran de esto, no puedo garantizar que no te sacrificaré.

“Jeje, yo solo estaba expresando mis sentimientos. Si no fuera por Xiao Zhan quien te trató bien desde que eras joven, ¿dónde encontraría un discípulo tan bueno? Por lo tanto, sólo es apropiado para mí agradecerle.” La vieja voz se burló y se rió: “Si les diera las píldoras, tu precavido padre definitivamente creería que tengo algunos motivos ocultos”.

Sacudiendo su cabeza, Xiao Yan miró a su alrededor antes de preguntar: “¿A dónde vamos ahora?”

“Hacia la casa de subastas para que podamos entregarles Píldora acumuladora de Qi; así saldar una deuda, eso es lo que más odio… Además, has quemado todos los ingredientes médicos practicando, es hora de comprar otros ingredientes.” Yao Lao murmuró mientras sonreía.

Xiao Yan asintió con la cabeza aceptando estas palabras. Con algunas expectativas, él sonrió dulcemente y preguntó: “Maestro, ¿actualmente puedo ser contado como un alquimista de primer nivel?”

“Tch, crees que sólo porque has refinado durante unos pocos días algo de medicina te has convertido en un alquimista? La medicación curativa es el tipo más simple de elixir, refinar ese tipo de cosas no es nada de lo que estar orgulloso.” Yao Lao se burló, como si lanzara a Xiao Yan una cubeta con agua fría.

Girando su mirada, Xiao Yan estaba un poco triste: “¿Entonces cuando puedo verdaderamente ser considerado un alquimista de primer nivel?”

“En el mundo de la alquimia, el requisito mínimo para un alquimista de primer nivel es poder refinar una píldora tipo gragea y no el tipo simple en el que todo lo que tienes que hacer es mezclar las esencias en una pasta.”

“Parece que aún me falta mucho por recorrer.” Oyendo estos requisitos, Xiao Yan sacudió la cabeza impotentemente y caminó a grandes pasos, avanzando hacia la casa de subastas en la plaza de la ciudad.

Advertisements

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s