PMG: Capítulo 866 –  Asesinar a la gente del Reino Tian Qi también

 

 

 

Editado y traducido por Gasaraki

Patrocinado por: $    Carlos Daniel Osorno Rivera $

______________________________________________________

PMG: Capítulo 866 –  Asesinar a la gente del Reino Tian Qi también

El tutor imperial del país Tian Feng y otro gran cultivador del país Lie Yun quedaron atónitos y temblando. Estaban mirando a Lin Feng, pareciendo asustados. Sus cuchillas estaban firmemente presionadas contra las gargantas de Lin Hai y Yue Meng He. Si Lin Feng fuera más allá, los matarían. No pudieron darle ninguna oportunidad a Lin Feng.

Lin Feng dio unos pasos más que obligaron al tutor imperial a gritar furiosamente: “¡Detente, si das otro paso, no me culpes por ser despiadado!”

Su espada forzó a una gota de sangre a aparecer en la garganta de Lin Hai. La expresión facial de Lin Feng parecía incluso más fría: “Si vuelves a herir a mi padre, te mataré incluso si mis padres tienen que morir contigo.”

Esa frase resonó en el cerebro del tutor imperial, lo que le obligó a retomar su espada un poco. Ya no se atrevía a lastimar a Lin Hai. Lin Feng se estaba volviendo aún más aterrador, casi como un monstruo.

En aquel entonces, había perseguido a Lin Feng para matarlo y ya era fuerte. Siempre había sabido que dejar a Lin Feng fuera un error y lamentar no haberlo matado en ese momento. Ahora las cosas eran diferentes ahora, Lin Feng se había vuelto monstruosamente poderoso y era una amenaza.

No quería molestar más a Lin Feng, de lo contrario le sucedería lo mismo que le sucedió al Maestro Jie Jie.

“Los fuertes cultivadores del reino Tian Qi de Tian Feng están a punto de llegar. Incluso si eres extremadamente fuerte, no podrás rivalizar con su fuerza.” Pensó el tutor imperial.

“Hijo mío, vete ahora.” Gritó Lin Hai a Lin Feng. La fuerza de Lin Feng ya era sorprendente, pero Lin Feng no podía luchar contra los cultivadores del reino Tian Qi … no tenía ninguna posibilidad.

Si Lin Hai no hubiera tenido su cultivación paralizada, habría sentido el Qi de Lin Feng y se habría dado cuenta de que poseía la fuerza del reino Tian Qi. Desafortunadamente, él estaba muy débil ahora.

“Papá, ya lo dije, mataré a todos.” Dijo Lin Feng. Luego, en la distancia, apareció un terrorífico Qi. Había varios ataúdes rodeados de Qi sombrío y dirigiéndose hacia Lin Feng.

Lin Feng estaba riendo fríamente en sus pensamientos. Un terrorífico fuego apareció en su mano y voló hacia los ataúdes. Se escucharon sonidos de explosión cuando los ataúdes comenzaron a arder arduamente.

“Boom boom boom ….” Los sonidos de explosión continuaron sonando. Todos los cuerpos comenzaron a arder y el fuego les quemaba las entrañas. El sombrío Qi fluía con fuerza pero era inútil contra ese fuego. Después de atravesar al reino Tian Qi, el fuego de Lin Feng comenzó a contener Qi puro del Sol, era mucho más complicado extinguirlo. Esos cultivadores quemaron y dieron horribles chillidos hasta su último aliento.

“Qué fuego tan terrorífico.” Pensó la multitud mientras miraba el fuego en el cielo. Siguió ardiendo y esos cultivadores en la parte superior del reino Xuan Qi ni siquiera pudieron detenerlo.

Más personas llegaban desde la distancia. Lin Feng gimió fríamente mientras su Qi espada corría hacia los cielos y rodaba en olas en el aire. Los cuerpos caían del cielo porque los cultivadores del reino Xuan Qi no podían rivalizar con Lin Feng.

En ese momento, un inmenso y aterrador Qi invadió la atmósfera.

El tutor imperial y el otro cultivador parecían encantados. Finalmente, llegaron los cultivadores del reino Tian Qi. Lin Feng estaba condenado.

Lin Hai y Yue Meng Se pusieron pálidos como la muerte al sentir esas energías. Estaban convencidos de que Lin Feng iba a morir.

El Qi rodaba en oleadas hacia Lin Feng. Lin Feng miró a lo lejos y vio dos siluetas frente a él … detrás de Lin Feng había una pared, la pared junto a la puerta donde colgaban sus padres.

“Lin Feng, finalmente llegaste.” Dijo uno de los cultivadores del reino Tian Qi a Lin Feng. “En Xue Yue y de camino a la Gran Competencia de Xue Yu, mataste a muchos de mis compañeros cultivadores, nunca hubiera pensado que tendrías el valor de mostrarte aquí.”

“Lin Feng, cientos de miles de mis tropas murieron en tus manos, ahora te mataré a ti y a toda tu familia.” Dijo el otro cultivador del reino  Tian Qi que era del país Lie Yun.

“Matarlos fue lo correcto” Dijo Lin Feng con frialdad.

“Realmente quieres morir” Gritó el cultivador fuerte del país Tian Feng. Luego golpeó el aire frente a él, su golpe contenía alguna fuerza terrorífica tomada de la Tierra y el cielo. Lin Feng trató de bloquearlo pero no funcionó, lo empujaron inmediatamente hacia atrás y se estrelló contra la pared, rompiendo algunos pedazos.

“¡Mi hijo!” Lin Hai y Yue Meng He estaban furiosos, sin embargo, el tutor imperial estaba sonriendo de una manera desagradable. “Lin Feng, déjame mirarte mientras te estás muriendo.” La multitud en la distancia suspiraba. Lin Feng no pudo escapar, estaba condenado. No podía competir contra los cultivadores del reino Tian Qi.

“Ahora, te estás arrepintiendo, ¿verdad?”Dijo el gran cultivador del Reino Tian Qi de Tian Feng. Luego condensó más fuerza.

“Morir” Gritó Lin Feng furiosamente mientras liberaba una energía aterradora.

“Aburrido y estúpido” Dijo el cultivador de nivel Tian mientras liberaba otro golpe que se dirigía en dirección a Lin Feng. Un sonido de explosión resonó y el polvo se elevó en el aire, Lin Feng había desaparecido en la nube de polvo.

“Mi hijo …” Yue Meng He y Lin Hai estaban desesperados. El tutor imperial y el otro se sentían más relajados. Lin Feng se lesionó, ¿cómo podría seguir luchando …

Sin embargo, en ese momento, una luz dorada iluminó la atmósfera y dos sonidos metálicos se extendieron en el aire. Las espadas que presionaron contra Yue Meng He y las gargantas de Lin Hai se rompieron y, al mismo tiempo, apareció sangre en las frentes de los dos cultivadores que los tomaron como rehenes.

El tutor imperial parecía sentir algo, quería alejarse pero en un destello de luz una espada afilada ya lo había atravesado.

“Oh, no”. La espalda del tutor imperial estaba cubierta de sudor frío. Luego vio una silueta emerger del polvo. Era Lin Feng y estaba usando su técnica de agilidad. Apareció frente a Lin Hai y Yue Meng He, los agarró a los dos y se elevó en el aire. Luego los puso en la parte posterior del águila de nieve.

“¿Eh?” La multitud no se dio cuenta de lo que estaba pasando. Lin Feng no había sido herido en absoluto. “¡Lin Feng, hiciste todo lo posible para salvar a Lin Hai y Yue Meng He!” Dijo el tutor imperial con cara de enojo.

“Mamá, papá, espérame aquí.”

Entonces, Lin Feng saltó de nuevo, había tenido paciencia para salvar a sus padres y no había revelado su fuerza del reino Tian Qi.

“Mi hijo …” Gritó Lin Hai.

“No te preocupes, él estará bien.” Dijo una voz en ese momento. Lin Hai no podía ver quién acaba de hablar? Luego miró el águila de nieve que estaba montando.

La bestia era … una bestia de nivel Tian.

“Para nuestro maestro, matar dos pedazos de basura en el reino Tian Qi debería tomar solo un segundo.” Dijo el águila. Lin Hai y Yue Meng He estaba asombrado. Esa bestia de nivel Tian llamaba a su hijo … ¿maestro?

Al mismo tiempo que Lin Hai estaba descifrando eso, Lin Feng lanzó un aterrador Qi que seguía explotando.

¿Cómo … qué estaba pasando? Lin Feng había roto al reino Tian Qi ?! ¡Lin Feng había estado ocultando su verdadera fuerza!

El tutor imperial estaba asombrado. Lin Feng había soportado el ataque del cultivador de nivel Tian solo para esconder su fuerza y ​​salvar a sus padres.

“¿Debería arrepentirme? ¿Quiero morir? “Se burló Lin Feng mientras liberaba toda su fuerza. Miró al cultivador de nivel Tian de Tian Feng y dijo: “Tus dos países se arrepentirán.”

Luego saltó hacia delante y lanzó una increíble cantidad de energía. La Tierra y el cielo temblaban mientras golpeaba el aire frente a él.

“Boom boom boom! “Una aterradora explosión sonó cuando el cultivador nivel Tian de Tian Feng se aterrorizó. También lanzó energías para bloquear el ataque de Lin Feng.

“¡Boom!” El golpe de Lin Feng aplastó su alma y murió en un abrir y cerrar de ojos.

Mientras el cuerpo caía del cielo, la multitud estaba aturdida … ¡Lin Feng había matado a un cultivador de nivel Tian de un solo golpe …!

Lin Feng miró al otro cultivador de nivel Tian de Lie Yun que comenzó a temblar … ¿Cómo …? Lin Feng había atravesado al reino Tian Qi y era tan fuerte?

“Debo ir e informar a los cultivadores de la secta Tian Sha.” Pensó el cultivador. Dio media vuelta para irse, pero una luz dorada apareció entre las cejas de Lin Feng que se convirtió en una campana de bronce que se estrelló en la parte posterior de la cabeza del oponente. Zumbidos se extendieron en el aire y las almas de la multitud temblaban. Luego, la campana regresó al cuerpo de Lin Feng. Mientras tanto, el otro cuerpo del cultivador de nivel Tian cayó del cielo. ¡Él estaba muerto!

Los dos cultivadores del reino Tian Qi habían muerto en segundos. Uno había sido asesinado por el golpe de Lin Feng, el otro por su conciencia.

Ahora el tutor imperial temblaba de miedo. Nunca pensó que Lin Feng progresaría tan rápido.

“¿Quiero morirme? Te diré algo, mataré al emperador de Tian Feng después de que te mate.” Dijo Lin Feng. Lanzó energía de la espada y atacó al tutor imperial, sin posibilidad de escapar o contraatacar, y murió también.

Lin Feng había aniquilado a todas esas personas, una tras otra … ¡incluso mató a algunas de ellas sin moverse!

Advertisements

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s