PMG: Capítulo 1130 – La Transformación de Meng Qing

Imagen oficial de Hou Qing Lin

Editado y traducido por Gasaraki

___________________________________________________________

Capítulo 1130 – La Transformación de Meng Qing

“¿Tomamos el bote y nos vamos?”  Preguntó Lin Feng a Qiong Qi.

“No, no podemos irnos. Aunque el bote es rápido, no podemos protegernos mientras lo montamos. Si tratamos de irnos, los que nos espían en secreto atacarán de inmediato.” Dijo Qiong Qi. Parecía asustado. Era raro verlo así. Si Lin Feng llamara la atención de mucha gente, la situación sería difícil para Qiong Qi incluso.

Lin Feng puso un anillo en la pata de Qiong Qi y dijo: “Lanza un hechizo de despliegue y esperemos a que nos ataquen”.

Qiong Qi asintió e inmediatamente comenzó a dibujar marcas sagradas.

Al mismo tiempo, una luz dorada envolvió el aire. La batalla fue trágica. Los Sadhu lucharon solos contra un gran grupo de cultivadores Zun. Todos sacaron armas sagradas. Finalmente, lograron hacer que el cuenco de limosnas de oro se agrietara. Algunos cultivadores Zun notaron que Lin Feng parecía nervioso, y la avaricia apareció en sus rostros. Lin Feng había subestimado la codicia de algunas personas.

Sacó un pequeño animal con pelaje blanco y sus ojos brillaban anormalmente. Ella notó que algo malo estaba pasando.

“¡Meng Qing!” Gritó Lin Feng, ella saltó a sus brazos.

En ese momento, Lin Feng sacó un frasco con la píldora natural en su interior. No importa qué, tenía que dárselo lo antes posible, nadie más podía tenerlo en sus manos. Si la situación se volvía demasiado complicada, podría renunciar a algunas armas sagradas.

“¡Kacha!” Rompió la jarra y la energía de la píldora deslumbrante saltó. Las pastillas de ese nivel poseían su propio poder aterrador.

Desde la distancia, mucha gente vio lo que estaba haciendo. ¡No! Lin Feng iba a usar la píldora!

“¡Meng Qing, toma eso!”, Dijo Lin Feng metiéndosela en la boca. Los ojos de Lin Feng brillaron. Ella parecía perpleja. Podía sentir lo increíble que era esa píldora, incluso la hizo temblar. ¡Esa píldora podría desafiar las leyes del universo!

“¡Meng Qing!”, Gritó Lin Feng. Meng Qing lo miró, abrió la boca y se tragó la píldora.

Lin Feng la miró y sonrió resplandeciente. Sin embargo, la multitud estaba temblando. ¿Que estaba haciendo? ¿Estaba dando la píldora a un pequeño animal blanco? ¡Había arriesgado su vida por un animal!

Xue Baguio también estaba asombrada, ¡había puesto su vida en juego por un pequeño animal! ¿Por qué ese animal era tan importante para él?

El cuerpo de Meng Qing se volvió deslumbrante y las energías en su cuerpo se sintieron extremadamente extrañas. Ella estaba recuperando su fuerza y ​​su nivel de cultivación estaba volviendo a la normalidad. Ella estaba sanando completamente.

“Lin Feng, ¿qué es …” Huang Fu Long estaba estupefacto.

Lin Feng volvió la cabeza, sonrió y dijo: “¡Es mi esposa!”

¿Esposa?

Huang Fu Long se rascó la cabeza. También pudo ver orgullo por la magnífica sonrisa de Lin Feng. Como si estuviera orgulloso de tener una esposa animal?

En ese momento, Qiong Qi miró a Lin Feng con odio, Lin Feng había puesto sus vidas en peligro para Xue Ling Long.

“¡Kacha!”

En ese momento, el deslumbrante cuenco de limosnas de oro finalmente se rompió por completo. Muchos cultivadores fuertes se habían apresurado hacia Lin Feng.

Lin Feng los miró con frialdad.

Sin embargo, una espantosa energía de espada cayó del cielo y se creó un gigantesco cañón. Incluso contenía energías desoladas también.

“Boom boom!” Una espada atacó a los que querían atacar a Lin Feng. Algunos horribles chillidos se extendieron en el aire mientras los cuerpos de algunas personas se cortaban en dos.

“¡Si alguien se atreve a atacar, los mataré!”, Dijo alguien en ese momento. Un cultivador vestido de gris descendió del cielo con una espada en la mano, y estaba liberando energía desolada. La multitud sintió que de repente estaban envejeciendo y muy rápido. Desoladas energías abstrusas. ¡Ese gran cultivador entendió las energías desoladas y abstrusas!

“Una flor, un mundo.”

Una flor fresca descendió del cielo y borró el cielo.

“¡Slash!” Las luces de la espada iluminaban el aire mientras los pétalos flotaban alrededor. Otro sonido metálico extremadamente fuerte se extendió en el aire. Una luz violeta se movió hacia el cultivador con ropa gris.

Parecía que el mundo se estaba derrumbando. Un gran cultivador se levantó en el aire que tenía un martillo de trueno en su mano.

“¡Muere, ve y quita sus tesoros!” Mucha gente corría hacia Lin Feng.

“Envejecer” Dijo el cultivador en ropa gris. Sus energías desoladas se lanzaron a los cielos. Muchas personas comenzaron a moverse más lentamente y envejecían.

“Espada Drenar!” Las energías de la espada se lanzaron a los cielos y se convirtieron en un animal marino del Mar Huang. Parecía que podía comer cualquier cosa.

Sin embargo, muchas personas todavía intentaron atacar a Lin Feng. Volaban hacia él con sus velocidades más rápidas, no solo querían matarlo, sino que también querían sus tesoros, incluida su pequeña mascota que había comido la píldora natural. No tuvo tiempo de digerirlo para que pudieran beneficiarse un poco, simplemente tuvieron que cortar a la mascota y tomar la píldora.

Lin Feng y los otros escaparon. Qiong Qi parecía feroz y dijo: “¡Si te atreves a atacarme, un emperador, morirás!”

“Boom boom!” Qiong Qi terminó de lanzar su hechizo de despliegue cuando dos personas atacaron. Uno de ellos dio un horrible grito y sangre salpicó.

“¡Muere!” Lin Feng sacó su Espada Tian Ji y apuñaló el tercer ojo del enemigo, instantáneamente lo terminó.

Lin Feng tomó a Meng Qing y la puso en el suelo. Puso su espada Tian Ji en frente de ella para protegerla. Zumbidos se extendieron en el aire cuando una luz deslumbrante emergió del cuerpo de Meng Qing y se precipitó hacia los cielos. Su Qi contenía energías santas celestiales.

“¿Qué clase de bestia es esa?” La multitud se sorprendió. Tenía que ser un animal especial.

“¿Eh? ¡Ese Qi es similar al mío! ” Pensó Xue Baguio mirando a Meng Qing. Qi celestial sagrado, sorprendentemente, ella podía sentir un Qi similar proveniente de ese animal.

“¡Bzzz!” El Qi más poderoso se lanzó al cielo. Fue magnífico y resplandeciente. Ese animal se estaba transformando lentamente a medida que aparecía una persona. Parecía una ilusión o un holograma.

“¡Me dijo que quería que su amigo volviera a ser un ser humano!” Xue Baguio recordó lo que Lin Feng le había dicho. Eso debe significar que el pequeño animal se convertiría en un ser humano nuevamente.

“¡Qué cuerpo tan hermoso y qué Qi celestial!” La multitud se mostró incrédula. Ella no había terminado de transformarse, ¡pero todos podían ver lo asombrosa que era!

“¡Meng Qing!” Lin Feng se giró lentamente y miró a Meng Qing. Él le sonrió de una manera resplandeciente. ¡Estaba temblando por la emoción, finalmente!

Poco a poco se transformó en un ser humano y recuperó su Qi celestial sagrado. La multitud estaba asombrada también.

“¡Qué hermosa!”. No podían creer que se pudiera encontrar tanta belleza en una persona.

Xue Baguio caminó lentamente hacia adelante, esa silueta era como un imán para ella.

En la distancia, Feng Xuan también apareció y vio a Meng Qing. Meng Qing aún no se había transformado por completo, ¡pero otra mujer impresionante acababa de aparecer en este mundo!

Advertisements

One thought on “PMG: Capítulo 1130 – La Transformación de Meng Qing

Deja un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s